¿Para qué sirve la fianza legal?

Cuando un propietario de una vivienda de alquiler encuentra a un inquilino solvente y fiable, ambos tienen que estar pendientes de diferentes cuestiones, exigidas por la legislación vigente, y pactar otras tantas para formalizar el contrato de arrendamiento. Las dos partes implicadas tienen que prestar mucha atención a un asunto importantísimo, a la hora de alquilar un inmueble, como es la fianza legal. Para que no caigáis en ningún error y, así, podáis disfrutar del arrendamiento, os contamos todo lo necesario sobre este tema. ¡Muy atentos!

¿Qué es la fianza legal?

Antes se hablar del uso de la fianza legal, es necesario especificar lo qué es. La Ley de Arrendamientos Urbanos, en su artículo 36, explica que la fianza es una cantidad de dinero en metálico que el inquilino tiene que dar obligatoriamente al propietario cuando se formaliza el contrato de alquiler. Asimismo, la legislación vigente explica que la cuantía tiene que corresponderse con una mensualidad de la renta, siendo de dos meses en los arrendamientos para uso diferente al de una vivienda, y que el propietario tiene la obligación de ingresar este dinero en la administración competente.

A parte de estas normas, la LAU también establece en el punto 5 del artículo que las dos partes pueden pactar, adicionalmente, otras garantías.

¿Para qué sirve?

Cuando un propietario y un inquilino llegan a un acuerdo, ambos han pactado una serie de cláusulas que regularán el alquiler, durante el tiempo que este se extienda. En el caso de que el inquilino no haga frente a sus obligaciones, el propietario puede no devolverle esta cuantía, o reintegrarla con una penalización, siempre y cuando se produzca uno de estos casos:

–          En el caso de un incumplimiento contractual. Si el inquilino abandona antes de tiempo la vivienda o si viola alguna de las cláusulas especificadas en el contrato, el propietario tiene derecho a no devolverle la fianza.

–          Existencia de deudas. Si el habitante del inmueble no ha cumplido con las obligaciones monetarias, como el pago de la renta o los suministros, el arrendador puede utilizar la fianza para pagar el descubierto.

–          Desperfectos en la vivienda. Al finalizar el contrato, si durante la revisión del inmueble, la vivienda está en peores condiciones, el dueño puede sufragar los gastos de las reparaciones con la fianza legal.

Si esta todo correcto, ¿cuánto tiempo hay para devolver la fianza?

Como todos los procesos, hay una serie de plazos establecidos a los que hay que prestar mucha atención, para no incoar en errores. Por ello, los propietarios, una vez finalizado el contrato de arrendamiento, tienen un máximo de 30 días para solicitar el dinero al organismo competente y reintegrar la fianza en metálico, desde la devolución de las llaves de la vivienda.

¿Te quedan dudas sobre para que sirve la fianza legal? ¡Te las explicamos!

Completa el formulario y un abogado especialista atenderá tus necesidades.

Comparte

Publicaciones recientes​

Completa el formulario y un abogado especialista atenderá tus necesidades.

Te llamamos